17 Abril 2015

La Socimi Merlin ofrece a Sacyr entrar en el accionariado de Testa

La sociedad inmobiliaria cotizada, que ampliará capital por 614 millones de euros, propone al grupo constructor quedarse con el 30% de su filial, que se convertirá también en Socimi.

La escasez de producto inmobiliario bien ubicado ha llevado a muchos inversores a idear soluciones imaginativas para invertir. Éste es el caso de Merlin Properties. La mayor Socimi (sociedad cotizada de inversión en activos inmobiliarios) de la Bolsa, con una capitalización bursátil de 1.714,6 millones y una cartera de activos valorada en 2.417 millones, de euros quiere ampliar su patrimonio con la compra de una participación relevante en una compañía y ha puesto el foco en Testa, la filial patrimonialista del grupo Sacyr.

Merlin ha reconocido esta mañana a la Comisión Nacional del Mercado de Valores que está analizando inversiones y que se han formulado "propuestas preliminares y/o no vinculantes", como la de Testa, aunque ha señalado que no se ha alcanzado ningún acuerdo.

Testa está controlada en un 99,93% por Sacyr. El resto cotiza en Bolsa. Desde hace unos meses, la compañía presidida por Manuel Manrique busca un socio que inyecte capital en la filial. La búsqueda de este aliado llevó finalmente a Sacyr a plantear una oferta pública de suscripción (OPS) de acciones dirigida a inversores institucionales para fortalecer el balance de Testa. El objetivo es colocar un 30% .


Aunque ya está planteada la colocación bursátil, la posibilidad de que Merlin compre este porcentaje por unos 500 millones de euros y se convierta en socio de referencia en Testa cobra fuerza, según fuentes cercanas al proceso.

Ambas compañías liderarían la nueva etapa de la inmobiliaria, que Sacyr tiene intención de convertir en Socimi aprovechando las ventajas fiscales que ofrece esta estructura societaria. Esta opción permitiría a Merlin adquirir una participación en Testa y cumplir con la regulación que deja a las Socimis tener filiales o participaciones en otras sociedades de ese tipo.

El interés de Merlin por tomar una participación en Testa no ha parado de momento la OPS. El importe de la operación, por la que el grupo constructor pasaría a controlar el 70%, está valorada en 500 millones de euros, según distintas firmas de análisis.

La Socimi presidida por Ismael Clemente tiene músculo financiero de sobra para afrontar cualquier operación. El miércoles, Merlin anunció una ampliación de capital por valor de 613,7 millones. La inmobiliaria realizará esta operación cuando aún no se ha cumplido el año desde su salida a Bolsa y ya ha invertido los 1.250 millones captados en su debut en el parqué.

Ahora, la Socimi, participada por UBS, Marketfield y Gruss Capital, estudia nuevas inversiones por valor de 2.000 millones. "La compañía posee una cartera de proyectos y de potenciales inversiones de un tamaño aproximado de 1.950 millones de euros, de los cuales 170 millones corresponden a activos e inversiones que se analizan en régimen de exclusividad o due diligence y otros 1.780 millones, que se corresponden con activos e inversiones en fase de análisis", asegura la sociedad en el folleto de admisión de las nuevas acciones publicado ayer en la CNMV. En la ampliación de capital, habrá derecho de suscripción preferente, que tendrá lugar entre el 18 de abril al 2 de mayo.

ACTIVOS

Testa cuenta con unos activos inmobiliarios valorados en 3.180 millones, según la última tasación hecha a 31 de diciembre de 2014. Entre este patrimonio destaca la Torre Sacyr, en el complejo Cuatro Torres Business Area, en Madrid, y Diagonal 605, en Barcelona.

También en Castellana cuenta con dos edificios de oficinas en los números 193 y 83, donde tiene su sede el grupo constructor. Además, es propietario de varios centros comerciales en Málaga y Baleares, así como de bloques de viviendas en alquiler. En 2014, facturó 187,9 millones.


Fuente: Expansión

Compartir noticia